Destroza este diario

·
Destroza este diario

Hoy se pone a la venta este diario, un tanto especial. Si eres de esas personas inquietas, que siempre tienen un boli en la mano, este libro quizás te interese. Cada página será una pequeña prueba: ráyala, mánchala, llévate el libro a la playa, escribe sin mirar, engancha pegatinas de fruta… La autora no se ha vuelto loca, no. Lo que pretende es que explores diferentes maneras de ser creativo. Keri Smith anima a los propietarios de este diario a cometer actos «destructivos». ¡Experimenta! Sí sí, tú, porque este libro puede ser tuyo si dejas un comentario en esta entrada. ¡Piérdele el miedo a las páginas en blanco! Así que vamos a lanzar una pregunta: ¿Qué libro destrozaste en tu infancia? Participa comentando en esta entrada y podrás llevarte uno de los 3 Diarios que sorteamos. ¡Suerte



Tienes de tiempo hasta el miércoles 3 de octubre a las 12h de la noche para contestar en esta entrada. Entre todos los participantes sortearemos 3 diarios para 3 ganadores.

Tendencias TV Selection

48 comentarios

  • Daniel says:

    Suena interesante la idea de este diario. 🙂

  • La Maga says:

    ‘La historia interminable’ de Ende. O acababa con tanta página o tanta página acabaría con mis pequeños hábitos lectores. Así que tijeretazos y con gomets dí rienda suelta a mi imaginación.

  • Bea says:

    El libro que destrocé en mi paso de la infancia a la adolescencia fue ‘Campos de fresas’, de Jordi Sierra i Fabra; porque una narrativa así a cierta edad puede tener una repercusión bastante fuerte. Pero a día de hoy, leer algo sobre él me trae buenos y no tan buenos recuerdos.

    (Por cierto, donde esté un diario así que se quite la Moleskine 🙂

  • óscar says:

    Comentario mi hermana mayor nunca más pudo buscar a Wally porque cuando yo lo encontraba lo rodeaba con ceras de colores para que nunca más lo tuviese que buscar.

  • marinamemira says:

    Como aún no he superado mi infancia, ¿puedo hablar del libro que destrozé hace unos 5 años? En realidad, ni recuerdo qué libro era, pero construí un móvil muy chulo! 😀

  • Teresa says:

    Comentario
    Yo destrocé la familia mumin porque además de se un libro muy entrañable también había una historia de miedo e intriga que me enganchaba muchísimo

  • Andrea says:

    Provoca no menos que curiosidad que destrozar y crear sean sinónimos en las páginas de este libro. Buena forma de contrarrestar los destrozos (sinónimo de recortes esta vez) que estamos viviendo por estos tiempos en la mayoría de las artes más creativas.

  • Eliana says:

    Destroce el de matemáticas de mi profesor UBALDO lo odiaba a él y a mi compañera de pupitre! ahahahah una insoportable.

  • gje says:

    Hubo una época en la que se decía que las hojas de biblia podían sustituir al papel de liar… y en la adolescencia una no cuenta con mucho dinero, la verdad…

  • Ahida says:

    El libro de Inglés fue brutalmente destrozado durante E.S.O. y Bachillerato.
    Mi hermano se lo pasaba a una amiga mía, y ella a mí, así, durante 3 años consecutivos, cada uno le daba sus propias muestras «de amor».

  • annouk says:

    Cuando nació mi hermano pequeño me trajo Los tres cerditos (en vez de un pan). Mis padres se quedaron en el hospital con él. Yo me fuí con mis abuelos. Cuando llegué a casa destrozé el libro. Allí nacieron los celos!

  • Nombrenat says:

    ¡El libro de Mates! ! Qué bien me supo 🙂

  • NombreJuan López says:

    El libro de «Charlie y la fábrica de chocolate».

  • Claudia says:

    ¿Destrozar diarios? Mmmmm… Yo lo he intentado con los 7 que escribí durante mi niñez, pero cuando me pongo a releerlos me entra un «nosequé» y los vuelvo a meter en el baúl de los recuerdos. Quien sabe, quizá tener en mis manos un diario destructivo como el de Keri Smith haga que desaparezcan mis repentinas ganas de acabar con mi pasado plasmado en letras… ¡O quizá me anime a destruirlos de una vez por todas! 😉

  • Xavi says:

    «Pinta y Colorea» de Disney (o similares). ¡Benditos Plastidecor! 😀

  • Andra Cora says:

    Jamás habría imaginado la posibilidad de que existiese tal libro experimental y creativo-destructivo. Aunque me alegro (creo) de que alguien haya pensado en ello. Espero poder comprobar sus resultados 🙂

  • Arancha says:

    El libro que destrocé fue el del principito. Fue un caos, con los dibujos que aparecían en el hice una especie de mural y con lo que sobró le hacía vestiditos de papel a mis muñecas. Menudo disgusto el de mi madre, pero que esperas que haga una niña de 7 años que apenas sabe leer…

  • Noelia Stm says:

    Yo era más de destrozar fotografías…o paredes de habitaciones…se me quedaban pequeños los libros,jejejeje.

  • Estela says:

    Comentario ndjfhruhertuihergnoejr mtiuytgn ngosut ysouyor iuvr ncwothuaetnoa QUE GUSTITO DA TECLEAR SIN SENTIDO, DE FORMA DESTRUCTIVA…. COMO ESTO SEGURO QUE NO LO PODRÉ HACER CON EL DIARIO LO HAGO CON ESTE POST.

  • Amparo says:

    Nunca he destrozado un libro, sí revistas, muchas, me encanta hacerles agujeros para ver la página siguiente, a veces se producen imágenes interesantes, pero nunca lo he hecho con un libro!!!, desaprender!!!! me gusta la idea!!!. Se me están ocurriendo un par!

  • Elisa says:

    De tantas veces que lo leí, destrocé uno de Manolito Gafotas (que ya estaba viejito porque lo heredé de mi hermano), me encantaba!!!

  • Noelia says:

    Yo no destrozo diarios, ni libros. Las tijeras, la lluvia, el chocolate y demás enseres que aparecen por mi bolso, se encargan solos.
    Ah, y David el gnomo, fue la primera colección que tuve de recortables, Como dije, fueron las tijeras las grandes artistas

  • Marylu Aparicio says:

    Destrocé «El señor Korbes quiere besar a gallinita» tenía ilustraciones pequeñas al centro, yo lo veía muy en blanco y le añadía mis propias ilustraciones :p

  • Insidia says:

    Quiero un objeto de misión, necesario para una misión, conseguir ser maestra del derribo de todas y cada una de las páginas que componen el diario. En conclusión despedazar, romper, deshacer, fracturar, quebrar, partir, estropear, deteriorar, destruir, todos mis miedos frente a esta maravilla de formato rústico.

  • iñaki says:

    Comentario Yo destrozé Los batautos, esos extraños seres que ideó la Sra Armijo. No sé cuantas veces lo lei, pero el libro quedo destrozado…

  • NombreDavinia says:

    Destrocé FuenteOvejuna, al grito de TODOS A LA UNA!

  • Lidia says:

    Sin duda, el libro de sociales de la ESO ha sido el que más he destrozado en mi vida: concretamente la parte de geografía. Si es que tanto mapa con ríos y montañas se hacía aburridísimo así que no había otra solución más que dedicarme a pintarlo sin parar; y así, de alguna manera, las horas pasaban algo más rápido.

  • Elena says:

    Destrocé, pintarrajeé y corté el pelo de mi nenuco, pero con los libros siempre fuí bastante cuidadosa.

  • Ana says:

    Destrocé «Ana está furiosa» … no me preguntéis por qué ^__^

  • Maya says:

    No recuerdo haber destrozado nunca un libro…, desde pequeñita me han gustado mucho y leer me encantanta; peeeeeeero, si recuerdo enfadarme como una loca porque mi ‘querida’ hermana ¡se los comia! ( si, si, literal, a mordisquitos)

  • matias says:

    El manual Santillana!! Ese maldito fabricante de personas civilizadas jaja. Un abrazo, tiene muy buena pinta ese diario para destrozarlo.

  • Fade says:

    De pequeña le metía mano a casi todos los libros de cuentos que caían en mis manos, y no eran pocos porque me encantaba leer.
    Repintaba las ilustraciones, hacia collages con pegatinas, plastilina, trozos de tela, acuarela y cualquier cosa que cayera en mis manos. Mi madre aún los guarda.

  • Lidia Lobo says:

    Comentario Ostrasssss!!! Este tal Daniel destrozo el mismo libro que yo…. Joder ahora si que me ha destrozado la infancia… Ende daba para mucho pero no sé si para dos niños rebeldes.

  • Saul says:

    He destrozado muchos, pero de tanto releerlos!

  • Joana Abrines says:

    Yo soy de las que anoto en la primera página, el día que empiezo a leer el libro, escribo en los márgenes, subrayo las frases que me hacen pensar y doblo las esquinas de las páginas que más me gustan. Guardo en sus páginas puntos de libro, tickets de metro y cualquier recuerdo del momento en que lo leo. Cuando termino el libro se lo paso a algún amigo para que haga lo mismo y reescriba su versión de la lectura porque es un diálogo entre autor y escritor. En mi infancia empecé con cuentos infantiles hechos con papiroflexia, también los olía, los tocaba, los pintaba y los leía como podía.

  • Jesús B. says:

    Qué interesante este diario. También la entrada en este blog; da por hecho que todos hemos destrozado alguna vez un libro. A mi, me pese lo que me pese, también lo hice. Junto con mi hermana, destrocé «Pinocho», lo descuartizamos al pobre 🙁

  • Nombre says:

    El Principito lo destrozé con unas tijeras con la intención de crear siluetas de papel para un trabajo escolar.

  • Elsa says:

    Me gustaba torturar a los pobres libros de texto, les hacía las mil perrerias, pintar sobre las fotografías, escribir las frases graciosas de los profesores o cuando se equivocaban, tachar lo que me aborrecía con una rábia típica de pre-adolescente, explicar lo que me había sucedido en el recreo,arrugar una página hasta que era imposible volverla a alisar, dibujar en los bordes de cada página auténticas obras de arte…al final, mis libros del colegio no dejaban de ser una especie de diario muy personal.

  • Berta Viteri says:

    ¡Yo destrocé todos los atlas de mi casa trazando rutas de viajes!

  • Maria Jose says:

    Recuerdo que tenía que hacer un trabajo de plástica para el cole, y mis hermanos tenían ocupada la mesa de estudio, pero necesitaba una superficie plana y no se me ocurrió otra cosa que utilizar un libro de Teo como base: le clavé el compás porque tenía que hacer círculos, luego se pringó de cola y no os imagináis como quedó de rallado cuando utilizé el cutter…. pobrecito Teo!

  • Montse says:

    La agenda telefónica no volvió a ser la misma desde que cogí un boli y la machaqué a rallazos. Eso sí, nos ahorramos una pasta en llamadas 😉

  • arantxa @AiresNews says:

    Comentario
    uf…destrozar un libro…no me gusta el concepto …la idea de crear en cada pagina si de hecho mis agendas del cole las «destrozaba » a dibujos ,post its , mensajes de ,mis compis de clase con dedicatorias, graffitis ,recortes de revistas, tarjetas de metro que usaba para ir con mi chico del insti o del cole a cualquier sitio…entradas a disco lights …a dia de hoy las guardo todas…desde 5 de egb hasta COU …y son un repaso divertido a cada año de mi vida !!! la unica que destroza libros y me cojo unos berrinches increibles es la perrita de mi madre ,mordiendo las tapas de los libros que tengo en la bibliotecaa…aaajjjjjjjjjjjj muero cada vez que lo hace !!
    besotes a todos los creadictos

  • Paula RM says:

    Reconozco que de pequeña he destrozado más de un libro, pero solo los que más me gustaban porque me los llevaba conmigo a donde yo iba, al parque, a la playa… acababan destrozados sin tapas, con las hojas sueltas o con manchas de comida.
    Y reconozco también que aun conservo alguno de esos libros destrozados, pero solo los que más me gustaban…
    Genial el diaro, Besos!!!

  • Marga says:

    Uno muy viejo, muy viejo de ‘Mujercitas’! Fue perdiendo hojas!

  • Doria says:

    Destrozaba toooodos los de clase!! En esas laaargas horas de historia o literatura mi inspiracion creativa bullia por todos los lados! y asi quedaban…

  • Rebeca says:

    Las adoradas ‘pacuchas’ las muñecas recordables con sus vestiditos que siempre acortan o rediseñaba al ritmo del libre tijeretazo.

  • Roxana says:

    Destrocé un ejemplar de «El hombre invisible», de tanto leerlo y llevarlo a todas partes.

  • A.J.Luque says:

    Comentario

    Hola buenas, Me llamo A.J.Luque y he realizado el vídeo que Keri Smith ha añadido a su pagina web sobre la versión española de Destroza este diario.

    Link: https://vimeo.com/50862931

    Si te gusta siéntete libre de añadirlo a tu post ^^

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Niceto Club, Buenos Aires
play

Niceto Club, Buenos Aires

El escenario que consagra a los artistas argentinos

Algunos lo definen como alcanzar un sueño. Otros lo comparan con ganar una copa o un mundial. Pero todos los músicos coinciden en que tocar en Niceto es una experiencia...

La Grande: Música improvisada con señas
play

La Grande: Música improvisada con señas

Los martes a las 20h se siente la música hasta las tripas

Existe la posibilidad de silenciar el mundo, de detener la catarata de pensamientos y dedicarse solamente a sacudir las tripas. La mente se dispersa al compás de notas invisibles y...

Cómo le robó Dellafuente el coche a C. Tangana

Cómo le robó Dellafuente el coche a C. Tangana

Entrevista Dellafuente · Festival Cara B

Sí, has leído bien el titular y durante la entrevista descubrirás cómo acaba esa historia. Pero empecemos por el principio: Dellafuente actuó en el Festival Cara B. Entrevistamos a El Último...

Los Planetas, arciprestes y poetas, enloquecen Barcelona
play

Los Planetas, arciprestes y poetas, enloquecen Barcelona

Sant Jordi Club 1 de Diciembre de 2017 para no olvidar

Los Planetas son una suma de capas, de hilos por los que tirar, de posibles nuevos mundos. Ir a un concierto de los Planetas es una caja pandora. Una entra...

El backstage del ocio nocturno mundial en Ibiza
play

El backstage del ocio nocturno mundial en Ibiza

International Nightlife Congress

El mundo noche no se limita al espacio delimitado por las paredes de los clubs y bares, y los protagonistas no son únicamente los djs que amenizan las fiestas y...

Cora Novoa · Adoración, cultos & honestidad

Cora Novoa · Adoración, cultos & honestidad

Seeking The Velvet presenta nueva colección. “To The Sacred Majesty Of Truth”

La artista gallega y directora creativa de Seeking The Velvet presenta su tercera colección de ropa, “To The Sacred Majesty Of Truth”, de edición limitada y diseñada por ella misma....

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies